Nuevas medidas de alivio financiero para las familias más vulnerables

67

Además de las reconexiones gratuitas a los servicios de acueducto y energía eléctrica y el congelamiento de las tarifas de agua, el gobierno nacional anunció varias medidas para contrarrestar el impacto de la emergencia por el Covid-19 en las familias más vulnerables del país.

La primera es la suspensión del cobro de la factura de acueducto, alcantarillado, aseo y energía eléctrica durante un mes para las familias de menores ingresos y la posibilidad de diferir el pago del consumo de ese mes durante 36 meses. Sobre esto, el ministro de Vivienda, Jonathan Malagón, señaló que a las familias de los estratos 1 y 2 que no puedan responder por sus obligaciones durante el próximo mes se les va a diferir automáticamente el pago en los próximos 36 meses.

“La prórroga será gratuita para las familias, con una tasa de interés del 0% y sin penalidad”, destacó el ministro. Acerca de las decisiones sobre los alivios en energía, la ministra de Minas y Energía, María Fernanda Suárez, destacó que, como explicó Malagón, las empresas prestadoras ofrecerán más flexibilidad en el pago a través de líneas de financiación.

Además, como parte de esta medida se estableció un incentivo hasta del 10% del consumo facturado para quienes continúen pagando oportunamente sus facturas. Por último, es importante aclarar que el alivio en el pago de la factura también aplicará para las instituciones educativas, hospitales y establecimientos carcelarios.

Igualmente, como respuesta a la coyuntura por el Coronavirus y entendiendo que una proporción de los afiliados al Fondo Nacional del Ahorro puede sentir amenazada la recurrencia de su ingreso y su capacidad de seguir honrando sus obligaciones (entre ellas la hipotecaria), el Ministro de Vivienda anunció una segunda medida junto a la presidenta del Fondo.

La presidenta del FNA, Cristina Londoño Juan, invitó a los colombianos con empleo y con posibilidades de continuar pagando los créditos a que lo sigan haciendo puntualmente. “Con esos recursos podremos auxiliar a quienes se han quedado sin trabajo y a quienes les han dado una licencia no remunerada y no pueden honrar sus obligaciones financieras”, dijo Londoño.

La buena noticia –agregó– es que tendrán hasta el próximo 30 de mayo para pedir un periodo de gracia de hasta 6 meses para el pago de las cuotas de su crédito hipotecario. La ventaja es que no se cambiarán las condiciones del préstamo y no se dañará la historia crediticia, de manera que no quedarán reportados como si hubieran refinanciado la obligación.

Algo para destacar es que el trámite se podrá hacer por los canales virtuales, por el call center y la aplicación del FNA. “Incluso, en el peor de los escenarios, se pueden acercar a las oficinas con todos los protocolos de salud a la hora de hacer fila y ocupar las oficinas. Los días pares entran quienes tienen cédula terminada en par y en día impar, las terminadas en número impar”, concluyó Londoño.

Oficial

Los comentarios están cerrados.