Guerra entre hijos de Palomo Linares y Marina Danko

Por la finca El Palomar en Toledo

618

Guerra entre los hijos de Palomo Linares y Marina Danko: Sebastián y Andrés quieren que su hermano Miguel abandone la finca de su padre

La familia del diestro Palomo Linares fallecido en abril del 2017 está completamente rota y la culpa es de la finca El Palomar, situada en Seseña (Toledo). Si hace unos meses Miguel la compró para salvarla del embargo, ahora son sus hermanos Andrés y Sebastián quienes pretenden hacerse con el control de la misma acusando a su hermano de desatender sus responsabilidades con la misma.

Según la revista Corazón, Sebastián y Andrés han adquirido el 70% de la propiedad y habrían invitado a Miguel a abandonarla, siendo él el gestor de la misma hasta el momento. Aseguran que la finca se encuentra en un estado lamentable por la presunta dejadez de Miguel en sus funciones y que este ha cortado toda comunicación tanto con sus hermanos como con su propia madre, Marina Danko. Desde el entorno de Sebastián y Andrés afirman que Miguel no está haciendo frente al pago de los gastos de la casa, como luz y agua, y temen que la finca termine siendo subastada.

Por su parte, el entorno de Miguel niega estas acusaciones. Afirman que la finca se encuentra al corriente de pagos y en perfecto estado de conservación y explican que el motivo real del problema es que, tras comprarles sus correspondientes partes de la finca a sus hermanos, estos exigen ahora más dinero.

La finca de El Palomar está situada en Seseña, Toledo y fue el hogar de Sebastián Palomo Linares y su última esposa, Concha Azuara. Cuenta con una casa de 3.000 metros cuadrados en un terreno de 72 hectáreas. La titularidad de la misma no era del diestro, sino de la sociedad Agrícola de la Sagra, propiedad de los hermanos Lozano, grandes amigos del torero. Se la compraron a él en 1971 por más de un millón de euros para evitar que la perdiera debido a sus deudas con Hacienda. Poco después de la muerte de Palomo Linares, su hijo Miguel anunció haber llegado a un acuerdo con los hermanos Lozano para adquirirla.

Fuente: elEconomista.es