Vaqueros a un paso del título

Ganan la serie 3-0 a Gigantes

74
Gigantes de Barranquilla perdió anoche 4-12 en su visita a los Vaqueros de Montería, en el estadio Dieciocho de Junio, en el tercer juego de la final que ahora marcha 3-0 a favor de los cordobeses que con un triunfo se coronarán campeones de la pelota criolla.
La victoria fue para el abridor Yesid Salazar, mientras que Jackson Solarte debió cargar con la derrota.
Los Vaqueros se mostraron prestos a domar a los a los Gigantes desde la primera entrada, cuando abrieron el juego con un rally de cuatro anotaciones, que desde muy temprano comenzaron a sentenciar la historia del partido, logrando que los sabaneros armaron la fiesta con las gradas llenas.
El lanzador Jackson Solarte fue duramente castigado con una artillería combinada de un batazo impulsador de Arvicent Pérez y luego un cuadrangular de tres carreras de Carlos Herrera que de entrada puso el marcador en 4-0.
Sin embargo, los Gigantes estaban dispuestos a pelear el partido. En la segunda entrada, ya con dos outs y Erick Salcedo corriendo en la tercera, Daniel Aguilar sacó un roleta que le sirvió al venezolano para notar desde el tercer saro para el 4-1 en el tanteador.
Pero justo cuando los barranquilleros se ilusionaron con una remontada, otro racimo de cuatro anotaciones les cayó encima, esta vez en la cuarta entrada, para volver a abrir la pizarra. El guardabosque izquierdo Robinson Cabrera disparó un imparable para traer al plato la quinta y acto seguido Arvicent Pérez recibió un pelotazo con bases llenas para la sexta.
Aún con tres en circulación, Jordan Díaz disparó un hit para traer dos más y poner el 8-1, en una entrada que se terminó con un buen out fabricado por Jonathan Solano para acabar las angustias.
Ya en la quinta entrada, el juego tomó definitivamente visos de paliza, por intermedio de un imparable de Rafael Romero con dos en circulación para la novena anotación. Más adelante, Cabrera llevó al plato la décima y la onceava llegó con un imparable dentro del cuadro de Herrera para el 11-1.
Sin embargo, los barranquilleros no habían dicho su última palabra en el juego. José Rosario sacó un elevado de sacrificio al fondo del bosque derechos para llevar a Leudys Báez a la registradora y luego Erick Salcedo sacudió un doble con dos corredores en circulación para descontar y en el tablero 11-4.
Pese a eso, Vaqueros volvieron a anotar una en la octava, merced de una noche de inspiración de Pérez, que conectó un doble para ampliar la diferencia a 12-4 y poner la puntilla en el triunfo cordobés.
Este miércoles se jugará el cuarto partido de la final. Para mantenerse vivos, los Gigantes tendrán que ganar sí o sí, pues no tienen mañana. Un triunfo de los Vaqueros los coronará campeones y les dará el pase a la Serie del Caribe. El abridor de la visita será el dominicano Alexis Paredes en el estadio Dieciocho de Junio, desde 7:00 PM.
Fuente: Gigantes de Barranquilla.
Edición: Ricardo Ordóñez Simmonds